Clima Navojoa: Martes 37°C
Inicio / Cintilla / Vuelven a abrir presa; derrame en el Río Sonora 2014

Vuelven a abrir presa; derrame en el Río Sonora 2014

Habitantes de Hermosillo están preocupados porque El Molinito captó aguas contaminadas con metales pesados.

HERMOSILLO, Ago. 09.- En Molino de Camou vieron cómo cerraron sus pozos cuando se desató la contingencia en 2014; meses después los abrieron sin suficientes explicaciones por parte de las autoridades.

La herida abierta del río Sonora todavía supura a cuatro años de la peor tragedia ambiental de la industria minera en México, por la falta de un programa efectivo de limpieza y remediación de agua y suelos contaminados.

C.R AGOSTO TOP

Las altas temperaturas que se registran en Sonora, atizadas por ondas de calor en esta temporada de verano, orillaron al organismo operador de Agua de Hermosillo a recurrir al agua de la presa El Molinito para cubrir 7% de la demanda en la ciudad.

El anuncio de las autoridades municipales del pasado 12 de julio no tendría nada de preocupante si no fuera porque todos los metales pesados que bajaron por el río Sonora, a consecuencia del derrame en la mina Buenavista del Cobre, fueron a parar al fondo del embalse.

Desde el 6 de agosto de 2014, fecha en que un torrente tóxico de color amarillo ocre cambió la vida de siete municipios de la cuenca del río Sonora, la Comisión Nacional del Agua (Conagua) cerró la presa Rodolfo Félix Valdés El Molinito, por sus altos niveles de contaminación, situación que oficialmente no ha cambiado.

“Cuando se requiere extraer agua, el proceso se realiza a través de una bomba flotante, para asegurar que se trata del recurso de la superficie”, trató de minimizar el organismo de Agua de Hermosillo.

El recurso que se toma de la presa El Molinito, ubicada a la entrada de la capital de Sonora, en la zona rural, atiende principalmente la demanda de la parte alta del sector norte de la ciudad, que abarca alrededor de 80 colonias.

Ignacio Peinado Luna, presidente de la Unión de Usuarios de Sonora, externó su preocupación ante la posibilidad de que las familias de Hermosillo beban agua no apta para el consumo humano, porque no hay al alcance de los vecinos ningún estudio que demuestre lo contrario.

Investigaciones independientes de la Universidad de Sonora (Unison) establecen que en la presa El Molinito existen concentraciones de aluminio y hierro por encima de los valores de referencia.

“El Molinito está contaminado fuerte, fuerte, y en sedimento está el aluminio, que es lo más abundante aquí, y está el hierro, esos dos componentes son los que están muy por arriba de lo que son los valores de fondo”, reveló Reina Castro Longoria, profesora Investigadora de la Unison en el área de biología y ecología.

Como parte del estudio se diseccionaron tilapias (mojarras), en las que se descubrieron daños en bránqueas e hígado a nivel de estructura celular por contaminación de aluminio, hierro, cobre y arsénico.

El presidente de la Unión de Usuarios de Sonora señaló que es una realidad que los metales pesados están en la presa.

“Es una situación muy delicada para nosotros que nos estén distribuyendo esta agua, por más mínimo que sea el porcentaje, es un problema grave”, advirtió.

Aunque el organismo de Agua asegura que se cumple con todas las normas que garantizan agua de calidad para los hermosillenses, la capital del estado de Sonora no cuenta con ninguna planta de tratamiento con tecnología de ósmosis inversa para separar metales pesados.

Un mes sin agua

A escasos dos kilómetros de la presa El Molinito se encuentra la comunidad del Molino de Camou, donde en plena emergencia sus pozos fueron clausurados por la presencia de tóxicos, aunque meses después fueron reabiertos sin que se informara de manera transparente a sus habitantes.

Clarita Duarte Jaime, auxiliar de salud en la comunidad, relató que a pesar de la contingencia su papá siguió consumiendo agua directo de la llave.

“Él no quería tomar agua purificada, y en menos de un año le diagnosticaron cáncer en el estómago. Mi papá falleció, y ahora hace dos meses que acabo de sepultar a mi mamá, igual, por un tumor en el cerebro”, señaló. Comentó que en los últimos cuatro años han muerto de cáncer por lo menos 20 personas en el poblado, una enfermedad que antes no se presentaba con tanta frecuencia.

Además de que diario recibe en su vivienda a niños y adultos con fuertes dolores de estómago, vómito y diarrea,.

Excélsior llegó a Molimo de Camou cuando los habitantes sostenían una asamblea pública con el gerente del organismo de Agua Hermosillo-San Pedro, José Ramón Cuevas, quien anunció que para abatir la falta de agua en breve se perforará un nuevo pozo en la comunidad. Al ser inquirido sobre la garantía que existe de que el agua del nuevo pozo no esté contaminada, sólo atinó a responder: “No sabría decirle, no tengo el dato de los contaminantes en la zona”.

Recomendación

Clarita Duarte Jaime, auxiliar de salud en Molino de Camou, señaló que que lo primero que les pide a los enfermos que le van a consultar es que dejen de tomar agua de la llave y hagan el esfuerzo de comprar y tomar agua de los garrafones, lo que hasta el momento parece ser la única solución a su alcance.

Excelsior.com

Ver también

Juicio contra ‘El Chapo’ es programado para el 5 de noviembre

El abogado Jeffrey Lichtman se hizo famoso tras el caso del jefe de la familia …