Clima Navojoa: Sábado 36°C

Frituras

ARTÍCULOS DE NUTRICIÓN

Frituras  

LN Marisela Avilés Rodríguez.* Nutrióloga. E-mail: lnmar81@hotmail.com

MENSAJES
Kowi Top
Los Álamos Café Portada y Notas

Las frituras de maíz y trigo son de las botanas preferidas, pues además de sabrosas, están a la venta a la vuelta de la esquina.

De acuerdo con informe alimentario emitido por la Organización de las Naciones Unidas (ONU), cada año mueren más de 3 millones de personas en el mundo a causa del sobrepeso y la obesidad en el mundo.El incremento en la incidencia del sobrepeso y obesidad alrededor del mundo está relacionado con la ingesta desmedida de alimentos procesados, ricos en grasas, sal, y azúcar añadidas. De continuar siendo la carne, el azúcar y los aceites las principales fuentes de energía en nuestra dieta para el 2030 las muertes relacionadas con la obesidad y el sobrepeso alcanzarán los 5 millones.

Todos los alimentos, excepto el agua simple, aportan en mayor o menor medida calorías. Pero no podemos culpar por sí solo a algún alimento del sobrepeso y obesidad. El problema son los hábitos alimenticios, ya que al no lograr balancear los nutrientes que se ingieren con la actividad física que realizas, terminas por almacenar energía en forma de grasa, aumentando de peso y de talla. Las frituras pueden incluirse en tu dieta sana, sólo es importante que sepas la cantidad y cada que tanto las consumas.

Este tipo de botanas  está hecho de uno o varios cereales(maíz y trigo principalmente), aceites vegetales, condimentos, como sal y aderezos. El resultado de la mezcla es una botana de alto contenido energético, en gran medida por la presencia de carbohidratos que aportan los cereales y las grasas que absorbe del aceite durante su elaboración. En 100 gramos de frituras puedes obtener entre 430 y 576 kilocalorías, dependiendo de la marca. Así cantidad escasa de fibras, proteínas, vitaminas y minerales; esto hace que sea una botana que no debe consumirse diariamente mucho menos como sustituto de algún platillo en nuestra dieta o si la actividad física que realizas es poco frecuente.

En las frituras puedes encontrar grasas gracias al proceso de elaboración, donde el aceite juega un papel fundamental, proporciona sabor y textura que las caracteriza. Su estabilidad y grado de alteración influirá en su calidad y duración en los anaqueles. De la composición que tenga el aceite vegetal, dependerá la presencia o no de grasas saturadas y trans. Las grasas trans son un tipo de grasa que se forma cuando los aceites líquidos se convierten en grasas sólidas. A este proceso se le llama hidrogenación consiste en agregar moléculas de hidrógeno al aceite vegetal. Este tipo de grasa está relacionada con la ingesta desmedida de alimentos procesados ricos en grasas, sal y azúcar añadidas, así como con el riesgo de padecer enfermedades cardiovasculares o arteriosclerosis. Puede provocar en nuestro organismo que el colesterol bueno o HDL descienda y el malo o LDL se eleve.

La OMS (Organización Mundial de la salud) y la FAO (Organización para la alimentación y la agricultura) establecen que las personas activas que se encuentran en equilibrio energético pueden recabar de las grasas alimentariashasta el 35% de su aporte energético total. El aporte de ácidos grasos saturados no debe superar el 10% de esa energía. En los empaques de las frituras puedes encontrar hasta más del 50% de la recomendación dada, lo que se considera como un aporte alto para provenir de in sólo producto.

Las frituras además de ser ricas en grasas también lo son en sodio. Este mineral además de dar sabor, ayuda a su conservación. Su exceso puede provocar hipertensión hasta problemas cardiovasculares. La cantidad de sal diaria o debe superar los 2,400mg de sodio o 6 gramos. Se escucha una cantidad muy grande pero fácilmente la superamos. 100 gramos de este tipo de frituras puede contener entre 426 y 2673 miligramos de este mineral. Así que las personas con problemas cardiovasculares, de diabetes o con restricciones en sal o grasas, deben pensarlo dos veces antes de abrir una bolsa de frituras.

Saber combinar alimentos, ingredientes, así como determinar sus cantidades y frecuencia de consumo, resulta importante a la hora de llevar una dieta balanceada. Antes de buscar las frituras tome en cuenta el balance que llevas entre las calorías que ingieres y la actividad física que desempeñas. Las personas que sufren de hipertensión arterial deben evitar el consumo de este tipo de frituras y botanas debido a las grandes cantidades de sodio. Así su aporte calórico, grasas y sal no son una opción recomendable para el lunch diario de  los niños. El consumo de estos productos no deben sustituir un plato de comida en la dieta habitual.

Si tienes mucha hambre o son irresistibles procura comer sólo una ración, guarda el resto. Es muy común comerlas hasta que se haya acabado toda la bolsa y cometido un exceso.

Licenciada en Nutrición. Egresada de la Universidad de Navojoa.

 

Ver también

Promueve Gobernadora Pavlovich iniciativas para impulsar la minería en México

Entre estos el regreso del Fondo Minero para beneficiar a los municipios con esa vocación …